El cambio de paradigma médico-paciente

Se está produciendo un cambio de paradigma médico-paciente. Hace tan solo 10 años el médico o podólogo en nuestro caso era dios. Pocos pacientes discutían un diagnóstico o una técnica exploratoria. La información fluia en una única dirección y los consejos del profesional médico eran aceptados sin más por el paciente. Hoy en día eso ha cambiado. Los pacientes tiene la posibilidad de acceder a las mismas bases de información que los profesionales de la salud y en no pocas ocasiones te discuten un diagnóstico, te sorprenden hablándote de una novedosa técnica que desconocias o te sugieren una variación en su tratamiento.

A eso es a lo que recientemente se le está llamando el cambio de paradigma médico-paciente. Los pacientes ya no son solo sujetos pasivos en nuestras consultas, ahora toman la iniciativa y, aunque en muchas ocasiones no lleven razón, a veces disponen de más información o al menos más específica que el propio profesional. Esto nos deja en una situación un tanto complicada. Por una parte, cuando no llevan razón hay que tener mucha mano izquierda para poder explicarles porque están errando sin perder al paciente (aunque yo prefiero perder un paciente que darle un tratamiento inadecuado); y por otra parte, cuando sí llevan razón, el profesional debe ser capaz de encajar la “pérdida de autoridad” y ser suficientemente humilde como para darle la razón al paciente.

He entrecomillado eso de la “pérdida de autoridad” dado que en realidad no existe una pérdida efectiva de autoridad. El paciente tiene la información, es cierto, a veces más actualizada o más centrada en una patología especifica que el podólogo, cierto, pero le falta algo muy importante: la formación. Sin la formación adecuada es muy complicado poder llegar a diagnósticos precisos o incluso certeros, algo en lo que el paciente puede caer con cierta facilidad sin tener porque ser un hipocondríaco. Por eso, la formación específica del podólogo debe ser la generadora de autoridad, aunque en ocasiones se nos escape cierta información.

Vivimos en la sociedad de la información y debemos acostumbrarnos al nuevo paradigma y reforzar sobretodo la formación específica para no quedarnos atrás en aquello que de verdad sabemos hacer.

1 Comment

 Add your comment
  1. Julian Esteve

    100% real, como la vida misma.
    Hoy mismo en la consulta he pensado en este artículo porque me ha venido una señora exigiendo un tratamiento y no quería dejarme ni que la explorara, ella ya lo sabia todo y yo me lo tenia que tragar. Finalmente me ha dejado explorar y resulta que no era lo que ella creia. Suerte esta vez que se ha ido convencida, que no siempre pasa.

Leave a Comment

Your email address will not be published.

*

1 Trackback

  1. El nuevo paradigma medico-paciente en una infografía (Pingback)